Retener al usuario es el primer gran reto de toda página web. Capturar la atención de un potencial cliente por más de 10 segundos es el gran reto para tu negocio en Internet, ofrecerle algo de valor y que entienda tu propuesta diferenciadora puede hacer la diferencia al momento de convertir a ese prospecto en un nuevo cliente. Según una investigación de la consultora Nielsen, a un usuario le toma entre 10 y 20 segundos evaluar si una página web le interesa o no.

Durante ese lapso, “el usuario examina atributos subjetivos de calidad en busca de indicadores que le permitan definir, en base a sus experiencias pasadas, la probabilidad de que la página tenga algo útil para ofrecerle”, asegura el portal iprofesional.

Las posibilidades de que un cliente active un circuito de compra en un sitio web se produce en los primeros segundos de su llegada. “Subsistir a ese inicio es vital para el éxito de una estrategia comercial en Internet”, explica la consultora Nielsen.

Factores clave que debe contener tu sitio web:

Carga rápida. Si los primeros segundos se pierden al cargar tu sitio web, el juego se acabó. Optimiza tu sitio con un profesional que garantice el correcto funcionamiento de la página web.

Todo debe impactar. Titulares, sliders, post, videos, diseño, colores, todo debe estar pensado y colocado para impresionar a tu cliente.

Sin rodeos. No desperdicies tiempo, todos los elementos de tu sitio web deben decir de lo que trata tu negocio. Para eso aprovecha el primer golpe de vista que tendrá el usuario y evitar que haga scroll para descubrir tu ventaja competitiva.

Una imagen vale más que mil palabras. En Internet esto es más cierto que nunca y más valioso considerando el poco tiempo del que disponemos para capturar la atención. Una buena imagen tiene la ventaja de no necesitar de reproducción y en pocos segundos decir mucho en poco espacio. Por eso garantiza ofrecer siempre calidad y fotografías que identifiquen a tu público con su realidad.

Directo y puntual. Una tienda real tiene innumerables elementos que intentan llamar la atención del cliente, pero en Internet el tiempo es vital para mostrar lo más importante de tus productos o servicios. Debes concebir tu sitio web no como una tienda sino como una vitrina en donde coloques lo más destacado sin agentes distractores que interfieran en ese propósito. Di lo que haces y la solución que das a un determinado problema. Sé directo, sin ambigüedades.

Cierra el trato. Ofrece formas de contacto rápidas y confiables. Si vendes por Internet dale confianza al comprador. una vez que un visitante quiere comprar, todo debe ser perfecto. Es muy difícil convencerlo para luego echar todo por la borda con una mala experiencia de compra online. Asegúrate que logre su objetivo de manera ágil, sencilla y, en especial, confiable. o nunca volverá.


hugo-donayre

Autor

Hugo Donayre. Publicista y relacionista público peruano, especialista en Branding y Marketing Digital. Editor web del blog enlacedigital.pe.
Facebook / TwitterLinkedin